“...la pasión, la constancia, el trabajo, el esfuerzo y la ilusión pueden convertir a un nieto de un humilde herrero en un jinete de élite de prestigio internacional....”

1466 FEI WORLD EVENTING ATHLETE RANKING
(ACTUALIZACIÓN 4/06/2018)

138 PUNTOS
(ACTUALIZACIÓN 4/06/2018)

245 COMPETICIONES NACIONALES Y INTERNACIONALES DISPUTADAS

650000 KILÓMETROS ACUMULADOS

Ficha FEI (Federación Ecuestre Internacional)

Albert lleva en su ADN la disciplina del completo. Este joven jinete de Os de Balaguer, un pequeño pueblo de la Noguera (Lleida), ha demostrado que la doma, el salto, el cross y el mundo de los caballos, no está restringido a una élite, tal y como se suele pensar. La historia de Albert Hermoso demuestra que, sean cuales sean tus orígenes, la pasión, la constancia, el trabajo, el esfuerzo y la ilusión pueden convertir a un nieto de un humilde herrero de un pequeño pueblo del Prepirineo en un jinete de élite de prestigio internacional.

Albert no tenía más de cinco años y ya estaba deseoso de ir a casa del abuelo, el herrador del pueblo, para ayudarle a herrar las mulas y los caballos. Al acabar, como recompensa por el trabajo hecho, el abuelo le dejaba montar el animal mientras lo devolvian a casa del cliente. Ya entonces prefería montar y trabajar en las cuadras que ir a jugar al fútbol. Con 7 años, había hecho méritos suficientes para ir solo a buscar los animales.

Uno de los momentos esenciales en la vida de este jinete fue cuando Miquel Alemany, vecino del pueblo y persona clave en la vida profesional y personal de Albert, compró su primer caballo. 

Miquel se dio cuenta de que aquel muchachito establecía una conexión especial con los animales, por ello, al comprar un caballo joven, le dio la oportunidad de domarlo y montarlo. Una vez domado, llevaron el potro a casa de un jinete profesional de Lleida para mejorar sus aptitudes; allí, Albert tomó sus primeras clases de doma profesional.

En el verano de 1992, con 14 años, se ganó el primer sueldo trabajando en una hípica turística. A los 16, tuvo la oportunidad de competir en una liga leridana montando una yegua de un vecino de la comarca, el Marqués de la Ràpita. Con esta yegua participó en una liga regional de Lleida, siendo el primer clasificado. Era el primer éxito de un largo palmarés que ha ido consiguiendo desde entonces, ya que no ha dejado nunca de competir.

A los 17 años, se planteó estudiar un curso de guía de turismo ecuestre en La Seu d´Urgell. Viendo sus aptitudes, los profesores plantearon que hiciera las pruebas de acceso, pero no como alumno, sino como profesor. Gracias a ello, tuvo la oportunidad de ir a Francia, donde siguió compitiendo, se sacó el título oficial de guía ecuestre, homologado por la Unión Europea, y volvió con 10 caballos para la escuela de la Seu d’Urgell.

A los 19 años, comenzó a trabajar en un centro de Gelida (Barcelona), donde un empresario del sector de la hípica inglés se dio cuenta del potencial de Albert. Aunque Albert rehusó una primera oferta, el empresario volvió a ponerse en contacto con él para proponerle que fuera a Inglaterra a competir en una prestigiosa liga universitaria sustituyendo a un jinete que se había lesionado. En aquella ocasión aceptó y lo que debía ser una temporada de dos meses, acabaron siendo dos años.

En 2001, con 21 años, vuelve a casa, en Os de Balaguer, y, junto con Miquel Alemany y Josep Burgués, deciden fundar Els Serrats Cavalls d’Esports, bajo la dirección de Albert.

Lo que sigue es una trayectoria de trabajo y pasión por los caballos que ha dado como resultado un equipo de más de 10 personas, una cuadra con una veintena de caballos de competición reconocidos en todo el mundo por su calidad; éxitos, precedidos, algunas veces, de derrotas que no han hecho más que animar a Albert y a todo su equipo a seguir mejorando y, sobre todo, un deportista de élite de una gran profesionalidad avalado por su palmarés.

FECHA NACIMIENTO

28 de Agosto 1978

UN COLOR

Verde

UN SITO

Els Serrats (Os de Balaguer)

UN RECUERDO

El primer paseo con Miquel Alemany

UNA FRASE

“La mejor virtud de un jinete es su humildad”

¿Que és el Concurso Completo de Equitación (CCE)?